martes, 29 de diciembre de 2015

Sigues aún




Estás aún. Estás en esta vida
con poca inmensidad en la mirada,
con la desilusión ya destrabada,
estás con la misión casi cumplida.

Tus pasos son la plenitud perdida
en el camino azul de la cruzada,
y hoy esa senda casi ya borrada
reconoce el carril de la partida.

Pero sigues aún y es lo importante,
pues tu sangre recorre hoy tus venas
libre de la agonía y sus cadenas.

Y llevas en tu pecho lo restante:
la materia esencial, el elemento
de tus obras dictando el testamento.


No hay comentarios: