jueves, 30 de junio de 2016

Ritual de los amantes




Sucedió lo que siempre nutre a los amantes:
se hizo mar el silencio
ahondando en la distancia nuestras islas,
diluyendo tu risa
cubierta por la bruma de semanas.

domingo, 26 de junio de 2016

Alquimia del poema





El poema, después de cuánto rigor de la voluntad,
o luego de la consecuencia del encendido estro,
se torna más o menos íntimo,
se aproxima un poco más al espíritu,
se hace más sinuoso,  más elevado,
y  empuja a enardecer el alma.

sábado, 25 de junio de 2016

Rutina




Arrolla el cielo
con su color de plomo antiguo
las barreras del ánimo.
Los árboles entonan en las cuestas
reproches de humedad.

Rostros graves observan
—cómplices del hastío—,
el sofoco del día,
mientras el tren prosigue
su gusano marchar por la montaña.

Una llovizna cruda cae
en el destino cotidiano,
del mismo cielo
de mañana y ayer.

Asfixiante me aguarda la estación 
de otro lunes cualquiera.


Rendido ante la otra suerte




Perplejo miras desde tu experiencia
tantas suertes errar atormentadas
en sus fatalidades enclaustradas,
donde el caldo de albur y efervescencia.

miércoles, 22 de junio de 2016

Más allá de la agonía




Sigo queriendo, cada día,
la tregua de mi grito al final de la tarde;
y con mi tiempo en amoroso alarde,
la pausa del trajín verter en alegría.

martes, 21 de junio de 2016

Soledad de la sangre





Estoy solo, tremendamente solo, temerario y hambriento de coraje,
batiendo rumbos de orilla en orilla a lo largo del río,
por los senderos de la caza, demonios y depredadores,
sin caballos, sin féretros, sin naves, sin armas, sin cadenas. . . ,
donde murmura el cielo a mil kilómetros del mar,
a doce mil kilómetros del mundo, contra mi piel de luna derretida,
mi voz de culantrillos, mi verbo acústico y sonoro,
debajo de mis uñas, sobre los tallos duros de mis dedos,
en esta tarde antigua que sorbe sangre india en la cañada.

sábado, 18 de junio de 2016

Por amor




Óyeme, amor, que a ti vengo a escribir
este poema de anhelantes versos,
sinceros y prolijos, y de tersos
adjetivos que buscan redimir
las horas del rencor, desperdiciadas
en silencios intrusos, en vagar
las estancias vacías, y en penar
con las aves las horas desoladas.

jueves, 16 de junio de 2016

Respeto es lo último que perdería




Estoy sentado en la silla que abandonaste,
con los mismos ademanes, los mismos tics,
y la manera de sentarme idéntica.

miércoles, 15 de junio de 2016

Visión de mi ausencia




Mi muerte borrará mi territorio,
mi reino conquistado con la espada
de noches y trasnoches, y la nada
como el cristal del sueño migratorio.

martes, 14 de junio de 2016

Pesadumbre de la luz




Esta cruz, este gólgota insalvable,
este paraje frío de lo adverso,
este dolor orgánico del verso,
esta angustia de meta inalcanzable,

lunes, 13 de junio de 2016

Peste




Acosado por seres pestilentes
que acechan mi vivienda y mis ensueños,
en las trincheras de las madrugadas
con afán busco mi fumigador.

domingo, 12 de junio de 2016

viernes, 10 de junio de 2016

Reencuentro



Me traes, como pájaro sediento
que bate la marítima distancia,
los ímpetus del beso, la fragancia
del humus de tu bosque como aliento.

martes, 7 de junio de 2016

Reseña de una verdad extraviada




En esta tarde, surcas en el aire
más profano del verso, a ras de las malezas,
como un pájaro herido, con temor
de ser mordido por los rudos perros de la noche.

Rendición ante la saña




Van sumándose agujas de desvelos,
purgando tu deber en la existencia,
y en medio de la larga penitencia
sucumben poco a poco los anhelos.

lunes, 6 de junio de 2016

Maratón




Estás aquí, en las justas
de los atletas ambiciosos,
luchando por el mítico laurel
siempre a una lluvia del olvido,
inflamado por las hazañas
de tantos héroes de gloria eterna.

viernes, 3 de junio de 2016

Soledad a modo de diluvio




Si cada gota caída
es de la lluvia de mi soledad,
entonces, ya no me contengo,
y en un desborde impío
anegaré mis últimas planicies.