martes, 6 de junio de 2017

.


Poema confuso


La luna está rodando sobre el alba.
Abate a la ciudad, muy femenina,
la tormenta carnal de las libidos.
Veo rubias llegando del crepúsculo.
El agua de la lluvia sube al sexo.
Vibra mi corazón en su destreza.
Caminan por las calles
las aves ateridas
que bajaron del cielo
casi muertas de frío.
Sin embargo, no han perdido el plas plas
rítmico de sus alas.

Hoy quiero confundirme (ser confuso)
sin pretensión alguna de razones,
buscando aparecer incomprendido
para ganar con trucos
tu devoción, lector (mi gran porfía).


No hay comentarios: