sábado, 15 de octubre de 2016

.





Razón de nuestro viejo amor

Nuestro maduro amor se ha vuelto racional,
tan meditado, que nuestras desavenencias
desaparecen rápidamente
bajo las charlas lógicas.